miércoles, 10 de abril de 2013

Deformidades vertebrales más comunes en el plano sagital

Las deformidades vertebrales en el plano sagital son dos principalmente:

  1. Aumento de las curvas fisiológicas de la columna vertebral: HIPERCIFOSIS y la HIPERLORDOSIS.
  2. Disminución de las curvas fisiológicas de la columna vertebral: RECTIFICACIÓN o INVERSIÓN DE LAS CURVAS (Dorsos planos por ejemplo).
Cuando observamos la columna vertebral de un paciente desde atrás, no deben verse curvas en la columna, y los dos lados del cuerpo deben ser simétricos.



Mirando la columna de perfil (plano sagital) podemos distinguir tres curvaturas. De arriba abajo estas curvaturas fisiológicas son:
  • La lordosis cervical, formada por 7 vértebras que forman una curva con la concavidad hacia atrás.
  • La cifosis dorsal, formada por 12 vértebras que forman una curva con la concavidad hacia delante, y en las que se articulan las costillas formando la caja torácica.
  • La lordosis lumbar, formada por 5 vértebras que forman de nuevo una lordosis, como en la zona cervical, con la concavidad de la curva hacia atrás.
  • La posición de la pelvis, juega un papel muy importante en la forma de la columna en el plano sagital, tanto cuando estamos de pie, como cuando estamos sentados.


Por tanto, para una correcta y funcional postura, cada individuo debería mantenerse en la que llamamos posición ortostática.

La posición ortostática es aquella, en la que sobre un plano sagital, podemos dibujar una línea vertical (perpendicular al suelo) y que pase por los siguientes puntos:

  • Ligeramente posterior al ápex de la sutura coronal.
  • A través del lóbulo de la oreja.
  • A través de la apófisis adantoide del axis.
  • A través de los cuerpos vertebrales cervicales.
  • A través de la articulación del hombro.
  • A través de aproximadamente la mitad del tronco.
  • A través de los cuerpos vertebrales lumbares.
  • Ligeramente posterior al centro de la articulación de la cadera.
  • A través del trocánter mayor del fémur.
  • Ligeramente anterior al centro de la articulación de la rodilla.
  • Ligeramente por delante del maleolo externo del tobillo.
  • A través de la articulación calcáneo-cuboidea.
Esta línea vertical, es la que podemos observar pintada de rojo en el dibujo anterior.

Una correcta posición ortostática permite:

  1. Una buena posición visceral, puesto que hace posible un correcto intercambio de presión entre el volumen torácico y el volumen abdominal, permitiendo así el buen funcionamiento del sistema visceral.
  2. Un buen control músculo-esquelético, que hace posible un buen equilibrio entre la cadena muscular anterior y posterior, permitiendo de esta manera el buen estado del sistema fascial. Este sistema, se adapta a la forma de nuestro cuerpo, envolviendo todas y cada una de las estructuras del mismo.
Mantener una posición ortostática correcta, permite por tanto, una correcta funcionalidad postural estática y dinámica en el individuo.

Vemos por tanto que la columna vertebral, vista de perfil, debe tener unas curvaturas con una relación armónica entre ellas.

El paso de una curva a la siguiete ha de ser gradual, sin angulaciones. Y debe existir un equilibrio correcto, como cuando apilamos unos cubos encima de otros.

Si uno de los cubos se adelanta o atrasa demasiado, el equilibrio de todo el conjunto se verá afectado, como se obseva en la siguiente imagen.



Una alineación incorrecta, ya sea por exceso o por defecto de curvas o angulaciones provocarán deformidades (hipercifosis, rectificaciones vertebrales...), sobrecarga muscular y articular, y a la larga posibles patologías: dolor, punzamientos posturales, hernias...


La columna vertebral alberga y protege a la médula espinal (conjunto de nervios que envían órdenes y reciben información, moviendo el cerebro con el resto del cuerpo). Entre cada dos vértebras salen los nervios que llegarán a todas las partes del cuerpo. Por ejemplo de las vértebras cervicales salen los nervios que llegan a los brazos y que llegan a las piernas y a los pies. Por eso es frecuente que la causa de ciertas dolencias en miembros superiores o en miembros inferiores proceda de alguna alteración en la columna.

Marta Bosque Herrera
Especialista en reeducación postural método Schroth RPG
Fisioterapeuta NºCol 1313